La importancia del lijado en Madera.

El primer paso para obtener una buen resultado en un proceso de pintura o de barnizado en la madera es el proceso de Lijado. El mismo influye directamente en el resultado final del mueble u objeto de madera.

Si no se realiza un lijado adecuado, la terminación no será la esperada y dará un resultado muy por debajo de la calidad esperada.

 

El objetivo del lijado es eliminar el daño en la madera permitiendo nivelar y alisar la superficie, proporcionando una condición ideal para la aplicación de productos químicos tales como selladores y lacas.

 

 

¿Qué secuencia de tamaño de grano se debe utilizar?

 

Los tamaños de grano a utilizar deben ser progresivos y nunca superior a dos tamaños de partículas en relación con el papel de lija anterior.

 

Ejemplo de secuencia de tamaño de grano : P100 - P150 - P220 - P280 - P360. Este procedimiento es muy importante , ya que elimina los riesgos causados ​​por lijas de mayor abrasividad, que dañan el aspecto de los muebles que resultan mas notorios posteriormente cuando se aplican los selladores o barnices, dañando el aspecto de los muebles.

 

¿Cómo debemos hacer el lijado de la madera?

 

Hay que trabajar siempre en la dirección de la veta de la madera para no provocar surcos en la superficie. Hay varias maneras de llevar a cabo el lijado de la madera , incluyendo:

  • Manualmente con lijadora de banda angosta

  • Lijadoras mecanizadas de cinta larga

Con uno u otro sistema , hay que tener cuidado en las superficies curvas para no deformar la pieza.

 

Lijado de Selladores / Lacas

 

Después de la aplicación de selladores o barnices, es necesario llevar a cabo el lijado para obtener una capa homogénea en toda la superficie de la madera. Esto debe hacerse sólo cuando estos productos estén completamente secos. Para esto es muy importante respetar el tiempo de secado indicado por el fabricante del producto. De lo contrario, el sellador o barniz se impregnará en la capa abrasiva del papel de lija, lo cual provocará un empastamiento prematuro de la lija.

 

En este proceso de lijado se debe utilizar siempre lijas con tamaño de grano fino. Por ejemplo, si la madera se lija con un grano P220 después de que el sellador o barniz se sequen se debe continuar lijando con P400 o P600.