Protección contra la corrosión: prevención para vehículos

0 comments
Posted by SGA-PE-Marketing .
Protección contra la corrosión prevención para vehículos

La corrosión en vehículos es un problema común y costoso que afecta a numerosos propietarios de automóviles en todo el mundo. La exposición a condiciones climáticas adversas, sustancias químicas y otros elementos corrosivos puede dañar seriamente la carrocería y los componentes metálicos de un carro. Afortunadamente, existen estrategias y consejos efectivos que puedes seguir para proteger tu auto y evitar que aparezca la corrosión. En esta nota, compartimos algunas de las medidas preventivas clave.

Lava y limpia tu auto con periodicidad

El primer paso para proteger un vehículo contra la corrosión es mantenerlo limpio y libre de suciedad y sustancias químicas corrosivas. El lavado regular, especialmente después de conducir en carreteras con alta humedad, es fundamental.  En cuanto a lavados periódicos programados, te recomendamos hacerlo al menos cada 15 días. 

Pero ¿cómo limpiar tu auto? ¡Simple! Solo usa un detergente suave y agua para eliminar la suciedad y los residuos.  Al momento de limpiar es necesario que prestes atención especial a sitios como las ruedas y pasos de ruedas.

Protege tu auto con una pintura de calidad

¿Sabías que la pintura del automóvil no solo mejora su apariencia, sino que también sirve como una barrera protectora contra la corrosión? Por eso, asegúrate de que tu carro esté cubierto con una capa de pintura de alta calidad. Si ya la tiene o no sabes si la tiene, es buena idea también aplicar una capa de cera para proteger la pintura aún más. El papel de la cera para autos es proporcionar una capa adicional de protección contra la humedad y los productos químicos.

 

Inspecciona y repara los daños en cuanto aparezcan

Inspecciona y repara los daños en cuanto aparezcan

La corrosión a menudo comienza en áreas donde la pintura se ha dañado, como arañazos, abolladuras o pequeñas grietas; por eso, es importante que inspecciones regularmente tu auto en busca de posibles daños y así puedas repararlos de inmediato.  Para reparar podrás recurrir a volver a pintar áreas dañadas, sellar grietas o agujeros o pulir tu carro. 

Presta atención a la parte inferior de tu carro

La parte de debajo de tu carro es la que está más expuesta a la intemperie, incluyendo a elementos corrosivos, como la humedad o la sal; por este motivo es que siempre debes verificar que no aparezcan señales de óxido e incluso darle un tratamiento especial para prevenirlo.

 

Aplica un lubricante adecuado en las partes propensas a oxidación

 

En general, los carros nuevos vienen con una capa o protección anticorrosiva de ½ mm de grosor (aproximadamente), sin embargo, esta capa no es eterna, y como máximo suele tener un tiempo de vida útil de 8 años. Es importante reparar los daños en cuanto aparezcan para alargar su durabilidad y no tener que reemplazarla por completo luego de ese lapso. 

Aplica un lubricante adecuado en las partes propensas a oxidación

La mejor forma de proteger un auto de la acción de la sal en lugares cercanos al mar es usar un lubricante adecuado para este tipo de ambiente; por ejemplo, el WD-40. Los lugares donde este se aplica son en la parte inferior del vehículo y en las cavidades de las ruedas, cada vez que se ensucie o una vez por semana. 

Sigue estos consejos y evita la corrosión de tu auto. Utiliza productos de la línea automotriz de Norton para cuidar mejor  tu carro. 

 

TE PUEDE INTERESAR

Cinta enmascarada anaranjada Norton
¿Cómo eliminar los hologramas en el pulido de auto?
¿Cómo reducir los rayones a un carro?
Importancia de las cintas de enmascarar en el repintado de vehículos